Síguenos en FacebookSíguenos en TwitterSíguenos en YouTube
Palabras del Pastor
Cusco 14 de Julio 2013

XV Domingo del Tiempo Ordinario (Lc 10,25-37)
'¿Maestro, cuál es el mandamiento principal?'
Muy queridos amigos:

Hoy, XV domingo del tiempo Ordinario, seguimos con San Lucas y esta vez con una de las parábolas de la Misericordia del Señor: Un maestro de la ley, le pregunta al Señor para ponerlo a prueba: ¿Maestro, cuál es el mandamiento principal?,  y el Señor  le pregunta ¿Cómo lees tú?,  y el maestro de la ley le contesto: “Amaras al Señor tu Dios con todo tu corazón, con toda tu alma, con todas tus fuerzas y con todo tu ser y al prójimo como a ti mismo”. “Bien has dicho, haz esto y tendrás vida”, le dijo el Señor; pero, el maestro de la ley queriendo justificarse preguntó a Jesús: ¿Y quién es mi prójimo?; y el Señor le cuenta la parábola del Buen Samaritano: “Un hombre cayó en manos de los ladrones, quienes lo despojaron de todo y lo dejaron medio muerto; pasó un levita (hombre importante), viéndolo  dijo: ¿para qué me complico? y pasó de largo y siguió su camino; después pasó un sacerdote e hizo lo mismo; pero luego paso un samaritano, lo vió y se conmovió; entonces, lo atiende, lo cura  y lo lleva a la posada y al día siguiente le da al posadero unas monedas de oro y le dice atiéndelo que lo que has gastado de más, a mi vuelta yo te lo pagaré”. Jesús le pregunta al doctor de la Ley. De estos tres, ¿quién crees que ha sido el prójimo del que cayó en manos de los bandidos?, y lógicamente el maestro de la ley le dice: el que obró con él con misericordia  y Jesús le dice: “ve y haz tú lo mismo”.

Como puedes ver, tú prójimo no solamente es el amigo, tu vecino, tu pariente, No. Tu prójimo es también, el enemigo, aquel a quien desprecias y a ése también lo tienes que amar. Esa es una de las grandes novedades del cristianismo. Y, la otra gran novedad es, lo que Jesús mismo llamó el mandamiento nuevo: “ámense los unos a los otros como yo los he amado”.  Y, ¿cómo nos ha amado Jesús? Pues, hasta la muerte en la cruz y nos ha amado cuando aún éramos pecadores; eso siempre lo ha dicho San Pablo y los grandes padres de la Iglesia. 

El amor de Dios ha hecho que enviara su Hijo, se hiciera hombre y muriera por nosotros en la Cruz. El prójimo es también el enemigo y tenemos que amarlo con ese amor que Cristo nos amó.

Vamos a pedirle a la Madre de Dios, a nuestra Madre Santa María que nos enseñe  a amar así  y de esa manera habrá paz en nuestro corazón y seremos sembradores de paz y alegría a nuestro alrededor.

Que Dios nos bendiga a todos.

 + Juan Antonio Ugarte Pérez 
 Arzobispo del Cusco



 
 
:: Noticias
:: Católico al Día
:: Calendario
     
 
 
   

© Copyright 2011. Todos los derechos reservados.
 Web: www.arzobispadodelcusco.org Correo:riial@arzobispadodelcusco.org Teléfono: +5184 225211
Resolución Minima 1024 x 768 IE8