Síguenos en FacebookSíguenos en TwitterSíguenos en YouTube
Palabras del Pastor
Cusco 20 de Agosto 2017

XX Domingo del Tiempo Ordinario
'¡Mujer que grande es tu fe! '

Muy queridos amigos y amigas, un saludo cariño y fraterno a todos y cada uno de ustedes; que el mensaje de cada domingo vaya alimentando tú fe y alentando tú esperanza. 
 
Un saludo muy cariñoso a toda la familia, ese regalo tan hermoso que Dios te ha dado para que en tu familia se vaya generando esta formación de la fe cristiana y vaya formando hombres y mujeres para el bien de esta sociedad.
 
Estamos por terminar este mes de agosto, mes de Santa Rosa de Lima, un modelo y ejemplo de santidad para todo nuestro Perú; este año está celebrándose los 400 años de su fallecimiento, que ella nos motive y nos despierte ese anhelo de volver la tierra del Perú en una tierra de santos.
 
Este domingo, seguimos meditando las enseñanzas del evangelista Mateo; en esta oportunidad nos muestra la imagen de un Cristo misericordioso, pues para el amor de Jesucristo no existen fronteras, no existen condiciones, Él mira por encima de nuestras diferencias humanas. El pasaje del Evangelio de hoy, nos narra la escena de una mujer extranjera Cananea, que tenía una hija enferma. Vamos a ponernos en la época, los extranjeros que no formaban parte del pueblo de Israel, eran despreciados por los judíos, ¿por qué?, porque no eran parte del pueblo santo de Dios, los extranjeros y los paganos eran considerados como excluidos del amor de Dios.
 
Jesucristo vino a romper todos esos límites, esas fronteras que nos ponemos los hombres, Dios mira de otra manera y Jesucristo es el reflejo del amor del Padre, para Él todos son sus hijos. En esta escena, aparece esta mujer Cananea extranjera y tiene mucha fe en Jesús, ese es el ejemplo más bonito, esta mujer tiene fe y confianza en que Jesús curará a su hija, como ha curado a tantas personas. Esta mujer va tras de Jesús, humildemente, suplicándole que la atienda; el Señor se conmueve, se compadece de ella, aunque el texto del Evangelio a veces le pone a Jesucristo una frase propio de los judíos, pero en el fondo termina el Señor proclamando! : Mujer que grande es tu fe! La fe está por encima de las diferencias humanas, el Señor la atiende y le devuelve esa confianza que tenía ella y le devuelve la salud a su hija, entonces ella sale con el corazón lleno de alegría y de gozo, porque ha sido atendida, aceptada y acogida por el Señor.
 
¿Qué nos quiere decir el Evangelista Mateo, a través de esta faceta de Jesús?; él nos quiere mostrar su amor misericordioso para con todos los hombres, cualquiera que tenga necesidad del Señor, cualquiera que tenga ese anhelo de buscar en Él. La puerta de Jesús nunca estará cerrada, siempre estará abierta, Él siempre fue generoso y abierto, no ponía límites, límites humanos, que a veces por cuestiones religiosas, políticas y económicas entre los hombres nos divide.
 
Que mejor ejemplo del Papa Francisco, que lo vamos a encontrar ahora en el mes de enero, cuando visite al Perú. Miren desde que ha asumido su ministerio como sucesor de Pedro, cuantos gestos de romper esas fronteras nos ha dado el Papa Francisco: el amigo, el hermano que sale a la calle, que va a visitar las cárceles, los hospitales, va a los lugares quizá donde hasta la fe ha dividido a los hombres. El Santo Padre, visita y abraza a nuestros hermanos los musulmanes, los judíos y protestantes. Hermanos, hoy en las actitudes del Papa Francisco, encontramos un reflejo de lo que era el corazón de Jesús; un corazón abierto, siempre disponible a acercarse a todo aquel que necesita de la gracia de Dios.
 
Ojala podamos también nosotros entender este mismo ejemplo, y unirnos a esa imagen de ese Cristo. Tú nunca margines a nadie, tú nunca cierres tu corazón a nadie; humanamente podemos tener diferencias o pueden haber ofensas, o puedan haber cosas que te han dañado el corazón; mi hermano si te unes a Jesucristo, las heridas se curan, las puertas deben de estar abiertas y ante una necesidad de alguien se generoso, atiende, abre, comprende, perdona, anima y fortalece.
 
Hermano y hermana que el Señor, te de muchas bendiciones en esta semana que te regala.
 
En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén.

+Richard Daniel Alarcón Urrutia
Arzobispo Metropolitano del Cusco
 
 


 
 
:: Noticias
:: Católico al Día
:: Calendario
     
 
 
   

© Copyright 2011. Todos los derechos reservados.
 Web: www.arzobispadodelcusco.org Correo:riial@arzobispadodelcusco.org Teléfono: +5184 225211
Resolución Minima 1024 x 768 IE8